miércoles, noviembre 21, 2007

Cómo te explico...

.
.

.
.
Llego a la urbanización y me estaciono en la calle, le pregunto a una lechuza que estaba posada en la rama de un árbol, si en ese lugar remolcaban automóviles. La lechuza se pone su toga, su birrete, saca una tiza, un pizarrón, y comienza a explicar el reglamento de tránsito terrestre; luego concluye en que si la acera no está pintada de amarillo, ningún fiscal tiene que venir a estar remolcando nada, “eso debería saberlo”, y yo, “gracias, muy amable”. Después de atender mis “asuntos” y regresar al carro, noté que la lechuza aún continuaba en el mismo sitio, “usted debería saber, que vivimos en el país bizarro”, le comenté, “por qué lo dice”, preguntó. Le expliqué que en este país, hay que preguntar antes de hacer cualquier cosa: Los ladrones persiguen policías, criminales son erigidos como héroes, inquilinos sacan a propietarios, estudiantes idolatran a las autoridades, sindicatos apoyan a sus patronos, políticos bien trajeados mandan a andar desnudos, atiborrados de whisky caro gritan a los cuatros vientos que beber es dañino, montados en una camioneta blindada dicen que ser rico es malo. Gobernantes piden a empresarios invertir pero no se reúnen con ellos, pensar distinto es pecado y no estar de acuerdo es terrorismo. A algunos estudiantes los confunden con monjes budistas y por eso la emprenden a palos contra ellos (es que en la actualidad, la creencia de que al golpear a un monje budista automáticamente generabas “mal karma”, ha desaparecido). La gente se contenta con hacer una cola y esperar de pie unas cuatro o seis horas por una porción de alimentos, los victimarios llaman “violentos” a sus víctimas y, quienes saben que “la cosa” está mal, aseguran que todo va bien. La lechuza alzó el vuelo y desde lo alto gritó, “me voy de aquí, no vaya a ser que me confundan con un pollo”, y yo, “se lo digo, aquí todo es al revés”.
.
.
.

4 comentarios:

Eduardo dijo...

... País de locos. :)

Pero este siempre ha sido un país patas pa´rriba... y ahora más que nunca.

Saludos Lémur! Qué de tiempo Bró!

Isa dijo...

jajaja una triste realidad.

ratoncitoooo!!! gracias por pasar al ping-blogger-pong y muchísimas gracias por apoyarnos. La descripción del asunto te la paso por email -cuando tenga internet, o sea el fin de semana- un besooootee y otra vez gracias por recomendarnos!

Anónimo dijo...

For you.
For you're thousands of miles away, yet you're always with us.
For we've never ever met, yet we miss each other so much.
For I've never felt your touch, yet your writing made me feel it.
For you're red wine, in the depths of the Orange land.
For we are looking forward you join us, finally.
Thank.

Zz dijo...

Ajá... Este post está genial. Sabes cuando lees algo y sientes que lo escribieron por una experiencia tuya, aún cuando es posible que nunca hayas visto o hablado con el autor?

Creo que a los venezolanos nos toca, de alguna u otra manera, sentirnos así con este texto.

Slds desde esta esquina!

Z.-